Con la aplicación de la nueva Ley hipotecaria se abre la oportunidad para todos los titulares de una hipoteca de mejorar las condiciones de esta. ¿Cómo? con la llamada subrogación entre entidades de las hipotecas.